El alquiler de vivienda en la declaración de la renta

06/05/2019 - 09:59

Vivienda. Desde el 2 de abril, puedes presentar la declaración de la renta correspondiente al 2018. Al hacerla, es importante que tengas en cuenta las cantidades que invertiste en el alquiler, ya que pueden minorar el resultado de la liquidación de IRPF.

Si en el 2018 has destinado cantidades a pagar el alquiler, puedes tener derecho a deducciones en tu declaración de renta, en función de lo que hayas ganado y de la fecha de tu contrato de alquiler.

Si tienes un contrato de alquiler anterior al 1 de enero de 2015, la normativa permite la deducción estatal de un 10,05% de las rentas destinadas al alquiler con un máximo de 9.040 euros. También nos podremos deducir las rentas pagadas por los nuevos contratos de alquiler que se hagan, a la finalización de los contratos anteriores al 1 de enero de 2015, y que sólo modifiquen las condiciones pactadas, como la renta, o si hay un cambio de propietario/a. Para poder practicarte esta deducción necesitas que el sumatorio de rentas ganadas en 2018 no supere los 24.107,20 euros.

Además de la deducción estatal, si tienes un contrato de alquiler, sea cuál sea su fecha de celebración, podrás también disfrutar de una deducción autonómica. Esta deducción está condicionada a que en el 2018 hayas tenido unas ganancias que no superen los 20.000 euros, hayas destinado más del 10% de lo que has ganado a pagar el alquiler y se cumpla una de estas tres circunstancias: tengas 32 años o menos, hayas estado más de 183 días en paro, o tengas una discapacidad de más del 65%.

Siempre que se cumplan estas condiciones tendrás derecho a una deducción del 10% de las cantidades destinadas al alquiler en el 2018, con un límite de 300 euros.

Recuerda que, ante dudas de cualquier clase vinculadas al alquiler de un piso o de una habitación, puedes pedir cita previa con la Asesoría de Vivienda compartida para jóvenes contactando con los Puntos infoJOVE de la ciudad.

Comparte este contenido